lunes, 16 de julio de 2018

La salud: ¿Un negocio de las farmacéuticas?

La salud es uno de los dones más preciados de este mundo: los ciudadanos necesitamos que todas las instituciones sanitarias, públicas y privadas, nos ofrezcan la máxima confianza y seguridad de que tenemos confiada nuestra salud a las mejores manos.


La Biblia: “Antes de hablar aprende, y antes de la enfermedad cuídate. Con los remedios el médico da la salud y calma el dolor; el farmacéutico hace sus mezclas, para que la criatura de Dios no perezca. Llama al médico, porque el Señor lo creó y no lo alejes de ti, pues te es necesario. Logra acertar porque él oró al Señor para que lo dirigiera en procurar el alivio y la salud para prolongar la vida del enfermo". (Eclesiástico cap. 38).

Fuentes de información: nuevatribuna.es; No, gracias; STATISTA (2018). ctxt.es; el diario.es;  Discovery Salud; Medicamentos que matan y crimen organizado (Edi. Lince);  Arsenal terapéutico;Evaluate, etc. etc.

Hace unos días saltó a los medios de comunicación la noticia procedente de la OMS (Organización Mundial de la Salud), que un medicamento, llamado Valsartán para tratar la tensión arterial y fabricado en China, estaba contaminado con un producto potencialmente cancerígeno ("N-Nitrosodimetilamina NDMA)", una impureza que podría producir cáncer, según la Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC) de la Organización Mundial de la Salud (OMS).
Aparte de que el título de este escrito, sea bastante sensacionalista para reclamar nuestra atención sobre un grave e importante problema, lo cierto es que en el proceloso mar de los medicamentos, hay bastantes cosas que no están nada claras y huelen bastante a contaminación, a veces química, pero también  de inmoralidad y corrupción.

A Jesús de Nazaret le bastaba que la gente tuviese fe verdadera en si misma (tu fe te ha salvado) para sanar de sus enfermedades, pero hoy la cosa es mucho más incierta y no sabemos muy bien en manos de quien estamos, ciertamente no en las de Jesucristo, porque el mundo del medicamento está bastante lleno de cosas  poco claras y  sospechosas, que es para desconfiar a veces, y no poco, de las multinacionales farmacéuticas.
Los intereses económicos y corporativos de algunas multinacionales están tan presentes y tan faltos de ética y honestidad, incluso a veces por encima del bien y la salud del enfermo, que llevan a sospechar y desconfiar de ellas e incluso de algún profesional que nos prescribe sus medicamentos.
No es fácil adentrarse en este mundo del medicamento porque todo es impreciso: los aspectos técnicos, los datos estadísticos, la información tan insegura que dan, y sobre todo la que dejan de dar, las cifras económicas astronómicas que manejan, las mismas enfermedades que a veces ya no sabes si son reales o inventadas, las sanciones tan enormes a las que son castigadas por diferentes fraudes, etc.

Veamos:

La globalización le ha permitido a las Multinacionales farmacéuticas maximizar sus beneficios ya que compran las materias primas en los países donde son más baratas (países en vías de desarrollo), instalan sus fábricas en donde las condiciones laborales son más ventajosas y venden sus productos fundamentalmente en los países donde la población tiene mayor poder adquisitivo y los servicios de salud están más desarrollados. Desde hace unos años a esta parte vemos proliferar cada vez la propaganda de medicamentos en la TV, como si el medicamento fuera un artículo más de consumo como un detergente o una lavadora, lo cual envilece el rigor y la consideración que debe tener un producto directamente relacionado con la enfermedad y la salud.
Son uno de los sectores económicos más importantes del mundo. El mercado farmacéutico está casi a nivel de las ganancias por ventas de armas o las telecomunicaciones. Por cada dólar invertido en fabricar un medicamento se obtienen mil de ganancia.
El sector farmacéutico se encuentra en continuo crecimiento y se caracteriza por una competencia oligopólica en la que 25 empresas controlan cerca del 50% del mercado mundial. Un reducido grupo de países (Estados Unidos, Unión Europea y Japón) dominan la casi totalidad de la producción, investigación y comercialización de los fármacos en el mundo. Los precios que fijan son muy elevados, lo que los hace inaccesibles a una gran parte de la población mundial, mientras que algunos de sus productos dañan la salud de los enfermos.

El 90% del presupuesto dedicado por las farmacéuticas para la investigación y el desarrollo de nuevos medicamentos está destinado a enfermedades que padecen un 10% de la población mundial (cáncer, artrosis, diabetes, trastornos de lípidos, hipertensión, etc).
Su poder oligopólico está poniendo en riesgo la sostenibilidad de los sistemas sanitarios públicos y el acceso a los medicamentos a gran parte de la población; han generado graves problemas de salud (Talidomida), han creado situaciones de alarma social para vender sus productos (Tamiflú contra la Gripe A) y han promovido la corrupción (sobornos a médicos y políticos) o dañado a la salud a personas. 

De las 10 más grandes Multinacionales Farmacéuticas, 5 tienen su sede en Estados Unidos (50%), 2 en Suiza (20%), otras 2 en el Reino Unido (20%), y 1 en Francia (1%), aunque también hay empresas japonesas, europeas y  nórdicas con importantes niveles de ganancias. Algunas informaciones dan un reparto ligeramente diferente.
El mercado farmacéutico mundial se estimó en 1,11 billones de dólares en 2017 y se prevé que alcance los 1,43 billones de dólares en 2020. En 2017 las 15 principales compañías farmacéuticas mundiales generaron ventas por valor de 568.617 millones de dólares, lo que representa el 51% de la cuota de mercado mundial.  La factura farmacéutica PÚBLICA en España superó  los 10.000 millones de euros en 2017 y el pago de esta factura la realizan fundamentalmente  las administraciones sanitarias, a través de la financiación de los hospitales, públicos y concertados, y mediante el pago a las oficinas de farmacia. Pero el mercado farmacéutico total en España se encuentra en los 18.902 millones de euros (F: Redacción Médica).
Los márgenes de ganancias de estas industrias son muy importantes alcanzando a veces entre el 70 y el 90%, con una tasa de ganancias del 20%, superando ampliamente el 15,8% de los bancos comerciales.

Las 10 más importantes:

Nombre
Ventas en 2017
Ganancias en
en millones de $
millones de $
Nacionalidad:
52824
47,4
     EE.UU.
39494
37,5
     SUIZA
35850
38,3

Estas astronómicas cifras hablan por sí solas.
 
     FRANCIA
35151
41,4
     EE.UU.
33464
23,5
     EE.UU.
32562
45,4
    SUIZA
29953
11,7
     EE.UU.
25638
34
    G.BRETAÑA
23002
28,4
    G.BRETAÑA
22991
     EE.UU.

El tratamiento (Sovaldi) de la  Hepatitis  C se ha convertido en su origen en uno de los tratamientos más caros de los historia, costando una pasilla 1.000 veces más que producirla. Gilead, su productora, llegó a cobrar hasta 78.000 € por un  tratamiento de 12 semanas. La Universidad de Liverpool demostró que el costo por pastilla era tan sólo de 0,90 €. Para muchos enfermos de algunos países de ingresos medios, los acuerdos de licencia voluntaria restrictiva de Gilead siguen dejando el tratamiento fuera del alcance de los ciudadanos y sus Gobiernos. (Ver Médicos sin Fronteras 27/03/2017).
Algunas farmacéuticas a la hora de hacer investigaciones sobre la cura de nuevas enfermedades prefieren hacer investigaciones sobre enfermedades más rentables que sólo favorecen a una minoría que es la población con más poder económico y no se preocupan por hallar curas para aquéllas que padecen los más pobres. Estas industrias se preocupan más por su rentabilidad que por ayudar a la sociedad.

Nueva Tribuna publicaba el 19 de agosto de 2017 un escrito de la Federación de Asociaciones para Defensa de la Sanidad Pública, que entre otras cosas dice:
“El mercado farmacéutico supera las ganancias por ventas de armas o las telecomunicaciones".
Por cada dólar invertido en fabricar un medicamento se obtienen mil de ganancias, gracias a que si alguien necesita una medicina y dispone de recursos la compra.
La capacidad competitiva se basa en la investigación y  desarrollo (I +D),  en la apropiación de las ganancias mediante el sistema de patentes y en el control de las cadenas de comercialización de los medicamentos.
Estas empresas buscan conseguir fabulosas ganancias, recurriendo a estrategias muchas veces cuestionables que gracias a su poder suelen gozar de una gran impunidad, aplastando a competidores menores y presionando a los gobiernos.

Entre las principales estrategias utilizadas hoy por la industria farmacéutica para obtener sus ganancias mil millonarias cabría destacar:
  1. Realizan una gran presión propagandística de los medicamentos que fabrican, aunque no sean útiles y puedan ser nocivos para la salud.
  2. Explotan al máximo los medicamentos en forma de monopolio y en condiciones abusivas que no tienen en cuenta las necesidades objetivas de los enfermos ni su capacidad adquisitiva.
  3. Reducen la investigación de las enfermedades que afectan principalmente a los países pobres, porque no son rentables, mientras se concentran  en los problemas de las poblaciones con un alto poder adquisitivo, aun cuando no se trate de enfermedades (como la proliferación de “medicamentos” antienvejecimiento).
  4. Fuerzan las legislaciones nacionales e internacionales para favorecer sus intereses, aunque sea a costa de la salud y la vida de millones de personas. 
Para alcanzar y mantener estos enormes beneficios (a expensas de los servicios sanitarios públicos), recurren en muchos casos a colocar en puestos políticos y gubernamentales a personas afines a sus intereses o a directivos de sus empresas.

Patentes comerciales:

Una estrategia que incrementó el poder político y económico de las grandes compañías farmacéuticas estadounidenses fue la ley de extensión de patentes (Ley Hatch-Waxman) aprobada por Reagan en 1984, (hasta esa fecha la política de patentes no afectaban a los medicamentos por considerarlos un bien necesario). Esta medida se extendió posteriormente al resto del mundo gracias a la creación de la Organización Mundial del Comercio (OMC) en 1994, que vela por que la globalización no afecte a los intereses del gran capital multinacional. Ahora el 60% de las patentes de medicamentos son de EE.UU., frente al 20% de la Unión Europea. Gracias a esto EE.UU. domina el mercado de los 50 medicamentos más vendidos.

Problemas asociados a las patentes de medicamentos:
  1. Dificultan el acceso a la atención sanitaria y a la disponibilidad de medicamentos esenciales a gran parte de la población por su elevado coste que es fijado abusivamente por los laboratorios.
  2. Favorecen los intereses industriales a expensas de la mayoría de la población. El caso del tratamiento de la Hepatitic C con Sovaldi a un precio brutal es un ejemplo paradigmático.
  3. Imposibilitan una auténtica competencia.
  4. Son injustas con los países subdesarrollados.
Costo de la Investigación:

El principal argumento para mantener las patentes de los medicamentos está en los gastos por investigar nuevos medicamentos, sin embargo la mayor parte del coste de la investigación de un nuevo fármaco no recae sobre la industria ya que los gobiernos y los consumidores financian el 84% de la investigación, mientras que solo el 12% correspondería a los laboratorios farmacéuticos.
En realidad, el incremento de los costes no está  relacionado con la fabricación de los medicamentos, ni tampoco con la inversión en investigación y desarrollo, sino en los gastos asociados a la comercialización y la promoción de sus productos. Mientras que la investigación y desarrollo de fármacos recibe en torno al 13% del prepuesto, los gastos de marketing suponen entre el 30-35%.

Las claves de la actuación deberían ser:

1.- Modificar los criterios de la financiación pública y la fijación de precios, para que estos incluyan criterios que tenga en cuenta los costes reales de la investigación y producción. Existen algunos mecanismos que deben de plantearse como las subastas de medicamentos para abaratar los precios, revisiones de los precios abusivos, los precios por equivalentes terapéuticos, los contratos de riesgos compartidos e incluso la denuncia de las patentes cuando las empresas quieran imponer precios abusivos e irracionales valiéndose de su situación de monopolio.
2.- Garantizar el abastecimiento de los medicamentos eficaces, evitando los que se producen por intereses económicos de las empresas farmacéuticas, para ello es importante contar con una empresa pública farmacéutica que pueda asegurar la fabricación de los medicamentos necesarios.
3.- Fomentar el uso racional del medicamento para lo que es precisa la creación de agencias de evaluación y una muy activa política sobre los prescriptores de formación y evaluación independiente de la industria, de utilización de la medicina basada en la evidencia y de prevención del uso inapropiado de los mismos.
4.- Complementario a lo anterior es el control estricto del marketing y la información realizada por la industria y su financiación de eventos “científicos”.
5.- Desarrollar la investigación pública tanto para orientarla hacia los principales problemas de salud como para desarrollar patentes públicas que permitan escapar de la asfixia económica de las patentes privadas.
6.- Eliminar los copagos del RDL 16/2012 para acabar con las barreras económicas para el acceso de medicamentos necesarios. (Nota personal: el actual Gobierno ya lo está planteando).

Algunas de estas medidas son fáciles de implementar y otras tienen una eficacia más a medio plazo, pero lo que es evidente es que hay que plantarle cara a la industria farmacéutica y anteponer el derecho a la salud a los desproporcionados beneficios empresariales.
Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública”.

Algunas sanciones a las multinacionales farmacéuticas:

Pfizer acepta un acuerdo con el Departamento de Justicia de Estados Unidos por una sanción de 2.300 millones de dólares en 2009.
Novartis llega a un acuerdo con el Departamento de Justicia de Estados Unidos por valor de 423 millones de dólares en 2010.
Sanofi-Aventis, acusada de fraude, accede a pagar más de 95 millones de dólares en 2009.
GlaxoSmithKline paga una sanción de 3.000 millones de dólares en 2011.
AstraZenecaNovartis desembolsa 520 millones de dólares en 2010 por las acusaciones de fraude.
Johnson & Johnson, multado con 1.100 millones de dólares en 2012.
Eli Lilly, condenada a pagar más de 1.400 millones de dólares por marketing ilegal en 2009.
Merck, condenada a pagar 670 millones de dólares por fraude a Medicaid en 2007
Abbott, condenada a pagar 1.500 millones de dólares por fraude a Medicaid en 2012.

Aparte de estas  grandes sanciones hay otras muchas de menor cuantía, así como otros fraudes tendentes a aumentar las ventas, consistentes en acortar la fecha de caducidad, o poner límites  muy estrictos a determinadas patologías, como en la diabetes, el colesterol, la tensión arterial…, pues cuanto más se reduzca el límite superior primero se considerará enfermedad y primero habrá que medicarse, y…más ventas.

Sobre la estrategia comercial de las Multinacionales Farmacéuticas puede leerse el libro: Medicamentos que matan y crimen organizado (Edit. Lince).

Afortunadamente las legislaciones nacionales e internacionales en los países desarrollados son cada vez más rigurosas con las multinacionales farmacéuticas en defensa de los pacientes, pero lamentablemente en el Tercer Mundo aun falta mucho camino por recorrer.
El Servicio Público de Sanidad es de máxima importancia para la gran mayoría de la población. Sin ella nos sería imposible el acceso a una sanidad de calidad. Por tanto debemos defenderlo incondicional y absolutamente y dar todo nuestro apoyo a todas las organizaciones que luchan sinceramente por este objetivo, y no sólo por nosotros, sino también por todos los seres vivos que nos sirven de sustento, cuya buena salud sin duda también condiciona la nuestra.
En las fuentes de documentación que damos al principio hay mucha más información sobre este importante tema, que podemos consultar.

Un  cordial abrazo a tod@s y a todo aquello que sostiene nuestra vida en este mundo (animales, peces,  aves, árboles, plantas: dañarlos o hacerles sufrir sin necesidad es una manifiesta inmoralidad…).

Faustino Vilabrille
faustino.vilabrille@gmail.com

sábado, 14 de julio de 2018

Para un examen colectivo


Mc. 6, 7-13. (Para el domingo 15 de julio de 2018).(https://www.dominicos.org/predicacion/homilia/15-7-2018/lecturas/)

Jesús no envía a sus discípulos de cualquier manera. Para colaborar en su proyecto del reino de Dios y prolongar su misión es necesario cuidar un estilo de vida. Si no es así, podrán hacer muchas cosas, pero no introducirán en el mundo su espíritu. Marcos nos recuerda algunas recomendaciones de Jesús. Destacamos algunas.

En primer lugar, ¿quiénes son ellos para actuar en nombre de Jesús?. ¿Cuál es su autoridad?. Según Marcos, al enviarlos, Jesús «les da autoridad sobre los espíritus inmundos». No les da poder sobre las personas que irán encontrando en su camino. Tampoco él ha utilizado su poder para gobernar sino para curar.

Como siempre, Jesús está pensando en un mundo más sano, liberado de las fuerzas malignas que esclavizan y deshumanizan al ser humano. Sus discípulos introducirán entre las gentes su fuerza sanadora. Se abrirán paso en la sociedad, no utilizando un poder sobres las personas, sino humanizando la vida, aliviando el sufrimiento de las gentes, haciendo crecer la libertad y la fraternidad.

Llevarán solo «bastón» y «sandalias». Jesús los imagina como caminantes. Nunca instalados. Siempre de camino. No atados a nada ni a nadie. Solo con lo imprescindible. Con esa agilidad que tenía Jesús para hacerse presente allí donde alguien lo necesitaba. El báculo de Jesús no es para mandar, sino para caminar.

No llevarán «ni pan, ni alforja, ni dinero». No han de vivir obsesionados por su propia seguridad. Llevan consigo algo más importante: el Espíritu de Jesús, su Palabra y su Autoridad para humanizar la vida de las gentes. Curiosamente, Jesús no está pensando en lo que han de llevar para ser eficaces, sino en lo que no han de llevar. No sea que un día se olviden de los pobres y vivan encerrados en su propio bienestar.

Tampoco llevarán «túnica de repuesto». Vestirán con la sencillez de los pobres. No llevarán vestiduras sagradas como los sacerdotes del Templo. Tampoco vestirán como el Bautista en la soledad del desierto. Serán profetas en medio de la gente. Su vida será signo de la cercanía de Dios a todos, sobre todo, a los más necesitados.

¿Nos atreveremos algún día a hacer en el seno de la Iglesia un examen colectivo para dejarnos iluminar por Jesús y ver cómo nos hemos ido alejando sin darnos casi cuenta de su espíritu?.

jueves, 12 de julio de 2018

AA.VV. y Participación Ciudadana

El pasado jueves, 6 de julio, Justicia y Paz Tenerife fue invitada a participar en un foro de diálogo/debate sobre diversas cuestiones en los locales de la U.C.E., Santa Cruz de Tenerife.
El punto sobre el que JyP Tenerife debía centrarse tenía que ver directamente sobre el asociacionismo vecinal, la participación ciudadana y la situación que hoy se vive al respecto. Siempre tomando como referencia la realidad concreta de nuestros barrios tinerfeños de Santa Cruz.
Sin intención de llegar a un gran estudio en profundidad ni amplitud que todo lo abarcara sí al menos nos propusimos plantear algunos elementos que, a nuestro juicio, han sido y son claves para entender la situación actual y también para que esos brochazos nos ayuden a dibujar, a trazar las líneas de por dónde avanzar, recuperar aquello que es realmente sustancial en el asociacionismo, rectificar caminos desvirtuados y emprender caminos nuevos de acuerdo con las necesidades reales de nuestros barrios.

Ayer y hoy de las AA.VV.

En la época de la Transición las AA.VV.:
  1. Ámbito de diálogo/debate sobre cuestiones sociales relacionadas con el barrio.
  2. Órgano de participación ciudadana en el que podía plantearse cualquier cuestión.
  3. Con frecuencia, espacio para el discurso político de distintas agrupaciones que pugnaban por el control de dichas AA.VV.
Ya en plena democracia:
  1. Órganos de gestión de festejos: actividades culturales, deportivas, ocio, diversión,…
  2. Son los ayuntamientos los que intentan controlar dichas AA.VV. Favoreciendo a las afines y aislando a las críticas.
Hoy:
  1. No pocas se han extinguido: en algunos casos únicamente queda el cartel de su nombre... sobre una puerta siempre cerrada.
  2. Correa de transmisión de los ayuntamientos.
  3. Gestoras de cursos de formación, festejos,… y poco más.
  4. Impulsoras de la “imagen” en términos urbanísticos (alumbrado, señalizaciones, limpieza de la vía pública,…).
  5. Excesivamente burocratizadas algunas.
  6. Otras tratando de adaptarse y llegar a la ciudadanía pero con muy pocos medios muchas de ellas.
  7. Honrosas excepciones en cuanto al papel reivindicativo:
Recuperar el sentido de las AA.VV.

No es baladí el que ante esta realidad desde la que partimos nos planteemos cuestiones que puedan pasar de ser simples preguntas a convertirse en motor de revisión y cambio de nuestras actuales prácticas.

CUESTIONES DE SENTIDO:
De las respuestas a estas cuestiones dependerá el "modelo" de AA.VV. que queramos poner en marcha y según ese modelo así serán los frutos de nuestra asociación: 
  1. ¿Por qué son necesarias las AA.VV.?.
  2. ¿Para qué han de existir?.
  3. ¿Cuáles son las claves para que estas AA.VV. cumplan con lo que pensamos que debe ser su cometido?.
  4. ¿Cómo corregir o eliminar la dependencia, sometimiento o simple sucursalismo de las corporaciones municipales o formaciones políticas de turno?.
  5. ¿Qué necesita de verdad la gente de nuestro barrio?.
  6. ¿Cómo lograr dar respuesta a esas necesidades?.
PARA LA PARTICIPACIÓN:
No es normal que en un barrio donde hay miles de habitantes resulte que en su AA.VV. haya tan sólo un 10% de representatividad; hay incluso sensibilidades y realidades importantísimas en el barrio que ni siquiera tienen eco en la vida de estas AA.VV. 
  1. ¿A qué puede deberse el que en muchas de estas AA.VV. haya tan poca participación vecinal de manera natural o altruista?.
  2. ¿De qué maneras lograr un buen “trabajo en red” con otras instituciones presentes en los barrios (educativas, sanitarias, culturales, deportivas, religiosas, sociales-reivindicativas, ONGs, etc…)?.
Propuestas.

1.- RECUPERAR el espíritu participativo de la “Transición” e ir incluso más allá:
  1. Integrar las AA.VV. las distintas sensibilidades existentes en el barrio, sus colectivos, instituciones,...
  2. Invitar a la ciudadanía a plantear cualquier propuesta que vaya en beneficio del BIEN COMÚN.
  3. Abordar en sus debates principalmente los problemas reales del barrio, sus necesidades,...
2.- Desarrollar una eficiente LABOR COOPERATIVA:
Ya no sólo entre las personas sino también entre los grupos, asociaciones e instituciones presentes en el barrio de manera que pueda darse un auténtico TRABAJO EN RED. 
  1. Modelos de participación ciudadana basados en destacar las habilidades y potencialidades tanto de las personas como de las entidades presentes en el barrio (ONGs, parroquia, clubs deportivos, instituciones educativas, empresas, etc…).
  2. Desarrollo de iniciativas que lleven al autoempleo a través de empresas de economía social de modelo cooperativista.
  3. Gestión de recursos que promuevan el cumplimiento de los DD.HH. más elementales: derecho a la vivienda, al trabajo, la salud, la educación/formación, integración social,…
  4. Conciencia crítica de la gestión municipal (no únicamente correveydiles) en los barrios.
  5. ...
A modo de síntesis.

Tal como en este conjunto de ideas expresamos, se podrá deducir con claridad que algo grave nos ha venido sucediendo; algo pasó desde la TRANSICIÓN hasta la actualidad. Lo que era una auténtica primavera de las ansias de construir juntos una sociedad reivindicativa de lo esencial, de lo que es un bien para todos, se ha ido pasando a un modelo de estar en las ciudades como simples gestoras de algunos servicios que lejos de responder a las necesidades reales de los barrios y a sus necesidades más apremiantes... son simples maneras de "tener a la gente entretenida".
El error ha sido nuestro, al irnos dejando encantar por los cantos de sirena del dios Estado e ir dejando en sus manos lo que en realidad es nuestro primer y principal deber responsable: velar por nuestra propia dignidad como grupo de personas que compartimos un mismo espacio y necesidades.

Razón por la cual abogamos por claves tan esenciales como el "trabajo en red" con las instituciones, colectivos,... presentes en cada barrio; la "invitación a participar" a toda su ciudadanía y "acoger todas las sensibilidades" presentes en la barriada para establecer también entre todos maneras de "responder ante las distintas necesidades esenciales" que el barrio presenta mediante iniciativas que surjan de la propia ciudadanía como del "papel reivindicativo" y debidamente argumentado frente a las corporaciones municipales.
Santi Catalán
Justicia y Paz Tenerife
Tel. 922882917

martes, 10 de julio de 2018

Hoy no voy a beber



Día de Alcohólicos Anónimos (AA.AA.) (11 de julio)

OBJETIVO DE LA JORNADA:  Llamar la atención sobre el enorme daño que producen las bebidas alcohólicas cuando se hace un consumo indebido de las mismas y se llega a la adicción; por otra parte, también se pretende valorar el gran recurso que es AA.AA. como institución de autoayuda para las personas que reconociendo su problema de adicción emprenden el camino de dignificar su vida.
El alcohol está detrás del 10% de las muertes en España EFE 31.01.2018 - 15:51H

El alcohol está detrás de cerca del 10% de las muertes en España, de forma directa o indirecta, un porcentaje que se eleva al 25% en la franja de edad de entre los 20 y los 39 años. Sin embargo, la mayoría de las personas desconoce su elevada toxicidad y la cantidad de enfermedades y lesiones que se relacionan con un consumo de riesgo o perjudicial. Por eso, la sociedad científica Socidrogalcohol, la farmacéutica Lundbeck y la Confederación de Alcohólicos, Adictos en Rehabilitación y Familiares de España (Caarfe) han elaborado el documento sobre el Transtorno por Consumo de Alcohol (TCA), Alcohol, una amistad peligrosa.

Todo ello para concienciar sobre este trastorno y luchar contra su estigma social, que en buena medida es "culpable" de su infradiagnóstico.
Solo dos de cada diez casos de alcoholismo son diagnosticados y el primer profesional que tiene la llave para hacerlo es el médico de atención primaria, según el doctor Francisco Pascual, especialista en adicciones y presidente de Socidrogalcohol.

Muchas personas han sido diagnosticadas después de que el médico de familia constatara este problema a través de un test o de los indicadores de salud de un análisis de sangre. Pero después llega el tratamiento y muchos enfermos se echan para atrás, de ahí la importancia de que estos profesionales tengan una formación específica para motivar al paciente y que se dé cuenta de que sus problemas están motivados por el consumo de alcohol y que disminuirán si lo reduce de alguna forma.

Más del 40% de personas con TCA prefiere la reducción al verla como un objetivo más aceptable y realista, según el especialista, que no obstante advierte de que ésta es posible con ayuda. 
El descenso en el consumo de alcohol, cuyo tratamiento "debería ser homogéneo" en todas las comunidades autónomas, haría que disminuyeran el doce por ciento los casos de cáncer. No obstante, según el experto, en el caso de los pacientes graves, que pueden sufrir más de 60 tipos de enfermedades, como las hepáticas, cardiovasculares, mentales o diabetes tipo 2, el abordaje tiene que ser el tradicional, el de la abstinencia.

De lo que se trata, en definitiva, es de que esa persona termine por contemplar la posibilidad de tener un cambio en su vida y hacerle entender que pasa por una disminución o un abandono del consumo de alcohol, algo que hizo en su momento Ángel Jimenez, presidente de Caarfe. "Por más que me lo decía mi entorno, yo pensaba que controlaba", afirma Jiménez, quien se dio cuenta que tenía que parar cuando tuvo una pancreatitis con 38 años. "Me di cuenta que el alcohol me había quitado todo por lo que había luchado: mi empleo...había tenido hijos.. pero no lo valoré, me quitó mi identidad y mis ganas de luchar", continúa Ángel, quien advierte que el estigma es mucho mayor en las mujeres que tienen este problema y que suelen ir solas a tratarse.

A las asociaciones llegan cada vez personas más jóvenes, chicos de 17 y 18 años, que vienen con este problema y consumiendo otras sustancias o abusando del juego online. Pero ¿cuándo el consumo es un problema?. En las mujeres, un consumo de riesgo es de dos a cuatro unidades al día, de 14 a 28 a la semana. En el hombre, de cuatro a seis al día, de 28 a 46 semanales. A partir de esas cantidades, el consumo es perjudicial para la salud y tres de cada diez españoles lo pasan por alto, porque consideran admisible esa ingesta diaria. 



PARA AMPLIAR:

PARA LA REFLEXIÓN Y EL DIÁLOGO:



  • ¿Para qué beber?, ¿para qué las bebidas alcohólicas?.
  • ¿Qué nos ha traído a la mente la lectura de este artículo y los vídeos de esta entrada?.
  • A partir de esto ¿cómo concienciarnos y concienciar a la sociedad sobre el alcoholismo, sus causas y sus efectos?.
  • ¿Cómo podría prevenirse el abuso en el consumo de las bebidas alcohólicas?. ¿Cómo ayudar a quien ya es presa de la adicción al alcohol?.